Cristo Rey, comprometido con la sociedad con la impresión 3D de mascarillas de protección para sanitarios

Cristo Rey, comprometido con la sociedad con la impresión 3D de mascarillas de protección para sanitarios

El Instituto Politécnico Cristo Rey de Valladolid, a través de su Club de Robótica CRobots ha dado un paso adelante en esta crisis sanitaria provocada por el coronavirus. El centro educativo, consciente de la situación y comprometidos con la realidad social actual, se ha sumado a un proyecto de creación en 3D de mascarillas de protección.

El grupo de profesores que forman este Club de Robótica ha iniciado un trabajo desde sus propias casas para elaborar mascarillas/caretas de protección que utilizan los servicios sanitarios. Una tarea solidaria que ha implicado a muchos profesores del centro pero también familiares y personas anónimas que han querido colaborar de algún modo con el proyecto.

Los docentes del club están haciendo uso de maquinaria de impresión 3D tal y como explica Julio Alberto Hernández, profesor del Instituto Politécnico Cristo Rey. “Este proyecto es más grande que el colegio, ya que nos sumamos a una iniciativa iniciada por otros colectivos como la Universidad de Valladolid, CIDAUT, Renault, y los grupos amateur de impresión Clone Wars y Resistencia”, comenta el profesor. “Cristo Rey se ha sumado con sus docentes, sus máquinas y su red de apoyo. Les damos las gracias a todos ellos y, sobre todo, a todas las personas que han respondido a nuestro llamamiento de ayuda con donativos y apoyo. Ese dinero llegará a todos los colectivos que están imprimiendo y lo sobrante irá destinado a la Fundación Red Incola”, explica Julio Alberto Hernández.

El docente de Cristo Rey también analiza la repercusión que puede tener este proyecto en el centro y en los propios alumnos. “Participar en este proyecto colaborativo nos hace aprender con otros. Detrás hay ingenieros que saben mucho de impresión 3D y estamos aprendiendo mucho de ellos. Creemos que podemos ser capaces de ser una institución abierta a otras realidades sociales y necesidades de la ciudad, y es una oportunidad única para explicarles a nuestros alumnos que se puede hacer mucho a pesar de que vivamos una situación de aislamiento. Siempre se puede hacer algo, con ideas novedosas y ayudando a los que lo necesitan”.

“Hemos dado una respuesta muy ignaciana a esta situación. Nos preguntamos: ¿qué podemos hacer aquí y ahora? ¿Qué podemos hacer desde nuestra propia realidad? Nuestra respuesta ha sido sumarnos al proyecto e imprimir lo antes posible máscaras para que los sanitarios puedan hacer su trabajo, el de protegernos a todos”, comenta el profesor. 

“Es un mensaje muy potente hacia los alumnos. También para el claustro es un motivo de ilusión, ya que su respuesta ha sido arrebatadora, de total apoyo y confianza. Además participar en un proyecto así supone también aprender con otros, sabiéndonos en colectivo con otros”, concluye Julio Alberto.

Dejar Comentario

Comentario (requerido)

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (requerido)
Email (requerido)