Valladolid y Burgos se unen a Más Plurales en su petición de más libertad y pluralidad para nuestro sistema educativo

Valladolid y Burgos se unen a Más Plurales en su petición de más libertad y pluralidad para nuestro sistema educativo

La marea naranja de Más Plurales Castilla y León llegó hoy a dos nuevas ciudades, Valladolid y Burgos, donde cientos de personas defendieron la pluralidad educativa y la libertad de enseñanza mostrando su rechazo a la Ley Celaá. Las protestas continuarán en próximos días en Palencia (26 nov), Ávila (29 nov), Salamanca (1 dic) y Zamora (3 dic)

La Plataforma Más Plurales en Castilla y León celebró hoy dos concentraciones presenciales en Valladolid y Burgos que reunieron a unos 2.000 participantes. Más Plurales continúa con su campaña de defensa de la pluralidad de modelos educativos y de la libertad de enseñanza ante una reforma de la ley educativa promovida por el Gobierno que pretende restringir libertades sociales y eliminar la pluralidad educativa.

La concentración de Valladolid se realizó en la Plaza del Milenio, frente a la Delegación del Gobierno de Castilla y León, y contó con la presencia de más de un millar de personas. En Burgos la protesta tuvo lugar frente a la Subdelegación del Gobierno en Burgos y asistieron unos 400 participantes que se manifestaron en contra de la una ley que reduce libertades y permite la distribución del alumnado sin tener en cuenta la demanda social de las familias.

En ambas concentraciones se leyó un manifiesto en defensa de la pluralidad educativa y en contra del recorte de libertades ciudadanas que pretende impone la Ley Celaá. “Más Plurales acoge a una gran diversidad de entidades y colectivos ciudadanos, a la enseñanza concertada de Castilla y León, a padres y madres de alumnos, a sindicatos de trabajadores, a centros de enseñanza, a ciudadanos que quieren pluralidad educativa y libertad”, se leyó en este manifiesto.

“Queremos expresar hoy que estamos en contra de una nueva ley educativa. Una ley que no garantiza los derechos fundamentales de la libertad, de la libre elección de centro educativo y que pone en riesgo el derecho fundamental a que nuestros alumnos se eduquen en un sistema plural, en el que todos tengamos cabida”, añadieron los convocantes de la protesta en la lectura del manifiesto. “Por eso queremos decir no a la LOMLOE a la nueva reforma educativa que el gobierno quiere sacar adelante. Y queremos más protección y continuidad a la pluralidad democrática de nuestro sistema educativo actual”, explicaron.

Concentración en Valladolid

Tras las protestas celebradas esta semana en León, Valladolid y Burgos, en Castilla y León continuará la campaña Más Plurales con varias concentraciones previstas más: en Palencia (jueves 26 noviembre, 18.00 h, Plaza de la Inmaculada), Ávila (domingo 29 noviembre, 12.00 h, Explanada Lienzo Norte), Salamanca (martes 1 diciembre, 18.00 h, Plaza de la Constitución) y Zamora (jueves 3 diciembre, 18.00 h, Plaza de la Constitución).

Estas protestas presenciales celebradas en multitud de ciudades españolas en los últimos días están siendo sido respaldadas con el apoyo de más de 1,7 millones de firmas recogidas a través de la web www.masplurales.es, que constatan la enorme preocupación y rechazo que la reforma de la Ley de Educación genera en una gran parte de la sociedad.

Concentración en Burgos

En Castilla y León la Plataforma Más Plurales está formada por la confederación de asociaciones de padres CONCAPA, los sindicatos FSIE y FEUSO Castilla y León, y las patronales Escuelas Católicas Castilla y León y CECE. Más Plurales representa en Castilla y León a más de 100.000 alumnos, miles de familias, más de 10.000 profesionales y 200 centros educativos, el 30% de la educación de la comunidad autónoma. La plataforma promueve en Castilla y León la campaña “Más plurales, más libres, más iguales. Hacia una escuela realmente inclusiva, con todos y para todos”.

MANIFIESTO MÁS PLURALES

Con nuestra presencia hoy aquí queremos poner voz a los más de 100.000 alumnos que forman parte de la educación concertada de Castilla y León, ponemos voz a los 10.000 trabajadores, docentes y otros profesionales que cada día se dejan la piel para educar a las futuras generaciones de nuestro país.

Más que nunca este colectivo ha dado ejemplo con su trabajo y su vocación de educadores, y han ayudado a paliar la difícil situación de crisis sanitaria y social en la educación. Abrieron en septiembre más de 200 centros en septiembre con grandes dificultades de organización y mucha incertidumbre. Pero con su esfuerzo y vocación han ayudado a sus alumnos para que puedan recibir una educación sólida y de calidad en momentos complicados.

Un recuerdo también para las miles de familias de Castilla y León que confían en estos centros, familias presentes y futuras. A todos esos padres y madres que desean libremente elegir el centro que quieren para sus hijos. Un aplauso también por la libertad, por la libre elección de centro, porque queremos una red educativa plural. No solo la pública, que también, sino la pública junto a la educación concertada y la educación especial.

La Plataforma Más Plurales acoge a una gran diversidad de entidades y colectivos ciudadanos, a la enseñanza concertada de Castilla y León, a padres de alumnos, a sindicatos de trabajadores, a centros de enseñanza, a ciudadanos que quieren pluralidad educativa y libertad.

Queremos manifestar hoy que estamos en contra de una nueva ley educativa. No es tiempo de hacer leyes, no es tiempo de modificar innecesariamente y a capricho una ley sin escuchar a los expertos de educación sin el mínimo consenso social y político. No es tiempo de aprobar una ley que se hace con nocturnidad, porque no podemos quejarnos ni salir a la calle, no podemos expresar nuestra voz ni poner de manifiesto nuestros derechos fundamentales.

Es una locura que en estos tiempos que vivimos nuestro gobierno se dedique a promover, potenciar y aprobar una nueva ley de educación, la octava en tiempos democráticos. Una ley que no garantiza los derechos fundamentales de la libertad, de la libre elección de centro educativo y que pone en riesgo el derecho fundamental a que nuestros alumnos se eduquen en un sistema plural, en el que todos tengamos cabida.

Por eso queremos decir no a la LOMLOE a la nueva reforma educativa que el gobierno quiere sacar adelante. Y queremos más protección y continuidad a la pluralidad democrática de nuestro sistema educativo actual.

1. NO TOLERAMOS límites ni recortes a nuestra libertad de enseñanza, porque en ella nos jugamos la educación de nuestros hijos y el futuro de nuestra democracia.

2. DEFENDEMOS la complementariedad de las redes pública y concertada. No admitimos que la Ley Celaá imponga la distribución del alumnado por encima de las necesidades reales de escolarización manifestadas por las demandas de las familias.

3. NO ACEPTAMOS el modelo de inclusión radical que pretende la Ley Celaá y que conduce a los actuales centros de educación especial a su progresiva desaparición, a pesar de contar con un alto grado de satisfacción de las familias. Pedimos al Gobierno una dotación suficiente de recursos para atender a los alumnos con discapacidad tanto en los centros ordinarios como en los colegios de educación especial.

4. EXIGIMOS mejoras reales para el personal docente y no docente de los centros educativos. La LOMLOE abandona a los trabajadores y profesionales de la concertada y de educación especial al no introducir ni una sola mejora que permita equiparar y mejorar sus condiciones, además de poner en peligro sus puestos de trabajo.

5. DENUNCIAMOS que, a través del control político de la educación, asistimos a una agresión a la libertad de conciencia en favor de la imposición de una ideología laicista impropia de un Estado no confesional. La asignatura de Religión, que se cursa con absoluta normalidad en nuestro país y en casi todos los países europeos, es una opción mayoritaria de las familias españolas que la eligen libre y voluntariamente cada año y cuya voluntad debe ser respetada.

6. RECLAMAMOS al Estado la obligación de financiar adecuadamente los centros educativos públicos y concertados para garantizar la gratuidad real de ambos. Y esta financiación debe cubrir sus necesidades materiales y sus recursos humanos en igualdad de condiciones, pues ambas redes prestan un servicio educativo de igual calidad y equidad al alcance de todos.

7. DECLARAMOS que no nos cansaremos. Durante la tramitación de la ley, si no se modifica, seguiremos denunciando el atropello que los ciudadanos estamos sufriendo.

Desde aquí, al igual que se está haciendo en otras ciudades de España, hacemos un llamamiento a toda la sociedad y a todos los ciudadanos para que muestren el rechazo absoluto a la eliminación de derechos democráticos y libertades que supone esta LOMLOE.

¡Sí a la libertad de enseñanza! ¡Sí a la pluralidad social en nuestro sistema educativo!

¡Sí a la convivencia de las redes educativas sin exclusiones ni expulsiones!

¡Sí a la posibilidad de educar en libertad, pensar en libertad y creer en libertad!

Dejar Comentario

Comentario (requerido)

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (requerido)
Email (requerido)